Familias, adolescentes y redes sociales…

No parece razonable discurrir sobre la seguridad en la red como si se tratara de un mundo aparte… En la vida existen riesgos y las personas debemos enfrentarlos… en mi opinión la familia no puede hacer que los peligros del mundo desaparezcan de las vidas de sus hijos e hijas… tampoco pueden o deben intentar criarlos en una burbuja artificial de protección que más tarde o temprano resultará inútil.

Entonces ¿qué nos queda por hacer?… pues educar. EDUCAR con mayúsculas, preparar a nuestros hijos e hijas para la vida. Que conozcan los riesgos, que conozcan la importancia de tener un proyecto de vida, de tomar decisiones, de fomentar las relaciones personales positivas y eludir aquellas que sólo aportan problemas añadidos.

Anuncios